Mi experiencia en Argentina


Desde hace casi 5 años vivo en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina. Venir de Mérida a esta ciudad enorme no fue nada fácil, aún me cuesta acostumbrarme y si bien no me vine por las razones por las que muchas personas están saliendo del país, la crisis venezolana fue una de los motivos más relevantes a la hora de decidir no volver.
Cuando amigos, familiares y hasta extraños me preguntan sobre la vida en Buenos Aires debo aclarar siempre que no soy el mejor ejemplo a tomar en cuenta, por varios motivos y sobre eso quería hablar hoy.

Les quiero compartir mi experiencia y si es de ayuda para alguien que esté considerando venir a vivir acá, genial, pero no es una guía explicativa, no es un reporte económico y tampoco es un cuento de hadas. Es mi experiencia y es mi visión de las cosas.


Esta expresión se refiere a una persona que afronta una situación sin ningún tipo de preparación, sin nada, desnudo ante la vida. Hay muchas cosas que se pueden planificar antes de venir a vivir, trabajar o estudiar en Buenos Aires, mi caso particular fue de alguna manera exitoso gracias a la planificación previa.
Antes de hablar de cómo fue mi llegada a esta ciudad deben entender eran tiempos muy diferentes para los dos países y en su momento la planificación era algo en lo que podías confiar.

Yo llegué a la ciudad para realizar mis pasantías de trabajo, un requerimiento académico en mi carrera, no es necesario hacerlas fuera del país pero si se tiene la posibilidad se hacen. Por ser una actividad académica debía tener la aprobación de una empresa antes de mi llegada, así que me comuniqué con una productora a la que dos compañeras ya habían venido por el mismo motivo y aseguré mis pasantías, el mes y medio que duraban no podían ser pagos pues así lo estipulaba el "contrato"universidad-empresa así que debía planear mi vida sin recibir dinero por ese tiempo. Mi mamá sacrificó parte de sus ahorros para garantizarme comida y estadía, no opté por CAVIDI porque mis pasantías no estaban vistas como una actividad productiva para la patria, que lindo, no?

Las pasantías duraban un mes y medio y planeaba quedarme 3 (máximo permitido como turista), la idea era encontrar un trabajo en el tiempo restante o administrar muy bien mi presupuesto. Logré conversar con mis jefes y acordamos un pago mínimo por el tiempo restante, ganaba la mitad de un sueldo de dibujante (3.000 pesos hace casi 5 años, eran algo) y pagaba una habitación de 600 pesos, ellos me daban desayuno, almuerzo y hasta merienda, me quedaba dinero para vivir y hasta comprarme ropa, me sentía una total ganadora.
Los 3 meses se convirtieron en 8 meses, moví el pasaje y pagué la multa, no tenía papeles para quedarme en el país así que era toda una indocumentada, esto no me afectó en lo absoluto porque el dinero que recibía era "en negro" y no estaba alquilando con contrato ni nada, ahora que lo veo era un horror! todo muy ilegal e irresponsable de mi parte, pero bueno, eran otros tiempos (el pasaje de autobús salía 1,50 y ahora 6 pesos).

Cuando regresé a Vzla pagué 100 pesos de multa por haberme quedado de más, si, 100 pesos!!!!
Le pusieron un sello a mi pasaporte y me dejaron ir tranquilamente.

Después si me vine más consciente de todo y ya dispuesta a vivir con todas las de la ley, nada de locuras ni jipismos, me venía a hacer mi vida en este país y debía preparar todo como se debe.


Antes de tomar cualquier decisión, desde pintarse el pelo hasta comprarse una silla se debe investigar, leer diferentes opiniones y considerar dentro de tus posibilidades que opción es la mejor para ti, no? Ahora tomar la decisión de mudarte de país debería ser una de las tareas con más trabajo de investigación de tu vida, hay que estar consciente de lo que tienes y de cómo puedes afrontar un cambio tan radical como ese, sobretodo viniendo del entorno venezolano y las complicaciones que eso significa.


Una de las primeras cosas que me pegó fue el clima y eso que yo soy de la parte más "fría"de Venezuela, pero no estaba preparada para las estaciones, especialmente para las más extremas como el invierno y el verano. Esto puede ser una tontería pero hay que estar preparado, traer abrigo o saber que va a ser una inversión necesaria. 
Muchos venezolanos están llegando sin estar preparados para muchas cosas y una de esas es el frío, estoy al tanto de lo difícil que es para muchos poder tener acceso al tipo de abrigo necesario para soportar el invierno y no soy la única, hay campañas de recolección de abrigos para donar a los venezolanos que la pasan mal con el frío. En los grupos de facebook de venezolanos en Argentina publican este tipo de información y de esta manera se genera una red de ayuda para quienes no están preparados. Con el tiempo uno puede ahorrar y comprar abrigos, estufas y demás implementos para sobrellevar los cambios de clima de mejor manera, pero nunca dejo de extrañar la maravilla que es vivir en el trópico así sea en medio de los Andes. 

Sobre la comida, las costumbres y la manera de tratar de los argentinos solo puedo decirles que son muy diferentes a las nuestras y antes de quejarse, sufrir y hacerle contra a esto deben amarrarse los pantalones y tener la mente abierta. No vas a desayunar todos los días con arepa, ni tomar jugo de parchita (maracuyá) o lechosa (papaya), no te van a saludar con un "buenas", no van a saber lo que quieres decir con tirro, coleto, chamo y un millón de palabras más, nada de eso va pasar porque no es su costumbre, acá se manejan con códigos muy diferentes a los nuestros y hay que preparase para esto, no estoy diciendo que hay que renegar nuestras formas y adoptar las otras por completo, pero no puedes esperar que el otro va estar al tanto y va cambiar su modo de vida para hacerte sentir mejor.

Los argentinos que he conocido son muy amables, la gran mayoría está dispuesta a ayudar y muestra mucho interés por nuestras costumbres y sobretodo por nuestra situación. En capital hay una forma de expresarse mucho más agresiva a la que yo estaba acostumbrada, si bien vengo de una ciudad conocida por su amabilidad, me di cuenta que estaba acostumbrada a que todo se me fuera dicho con dulzura, con amabilidad y mucho respeto. Me costó darme cuenta que si bien el tono es más "violento"al venezolano no quiere decir que sea violento de verdad o que sea irrespetuoso, es la manera en cómo se manejan y lo asumo como algo propio de las capitales, la gente vive más rápido y tiene sus guardas muy altas para evitar que otro venga a aprovecharse.


Ahora lo más preguntado por todos, los números y trámites básicos para vivir en Buenos Aires.
Primero, la documentación. La razón por la que Argentina es uno de los destinos más elegidos para vivir por los venezolanos es por lo "sencillo"de su proceso de documentación. En la página de migraciones  esta todo lo que necesitas para solicitar la residencia temporaria, solo necesitas traer de Venezuela los antecedentes penales del último año de residencia, partida de nacimiento y cédula o pasaporte. Ahora, según lo que tengo entendido, está tardando más tiempo todo el trámite, deben tener en cuenta esos tiempos porque mientras esperan la cita van a estar sin documento argentino, por lo tanto en muchos trabajos no los van a aceptar. Una vez que tengan la cita les dan un certificado que dice "este muchacho/a está esperando su documento" o mejor conocido como "La precaria"esto dura un tiempo hasta que llega el DNI (Documento Nacional de Identidad) con el que puedes vivir y trabajar en el país por un tiempo, después lo debes renovar para extender tu estadía. 

Sobre los alquileres.
Mi experiencia no es la ideal así que le pregunté a varios amigos para poder darles ejemplos más reales.




Si, casi todos mis amigos tienen gatos o lentes, pero ese no es el caso. Traté de recolectar casos diferentes para que tengan una idea, casi todos tienen más de dos años viviendo en el país, con título universitario y casi todos con trabajos fijos. 
Los alquileres varían de acuerdo a la zona, al igual que el costo de vida es muy diferente fuera de Capital, y los servicios. Un alquiler en Recoleta no va salir lo mismo que uno en Chacarita, eso lo van a notar cuando revisen páginas de alquileres, recomiendo googlear la dirección y activar el google view así pueden ver las calles en "la vida real" y sacar conclusiones. 

Las expensas, serían el condominio en venezolano, depende del edificio, la zona y los servicios, por ejemplo, si tiene ascensor, portero, la cantidad de inquilinos y demás. Los servicios (luz, agua y gas) no suelen estar incluidos en el alquiler, en algunos casos si pero no es lo común, internet y cable son extras y varían de acuerdo a las compañías. 
En estos casos las garantías y depósitos ya fueron saldados, son alquileres con contratos mínimos de 2 años y en departamentos no amoblados. Un alquiler temporario, con muebles incluidos suele ser mucho más costoso. También hay alternativas más económicas, habitaciones o pensiones, donde compartes habitación, baño y demás, van a salir mucho más económico que un departamento para una persona. Todo depende de las posibilidades de cada quien y las comodidades que quieren tener. 

15 de Agosto de 2017


Ahora, cuando googleamos "Salario mínimo en Argentina" y nos sale que es 8.860 pesos, las cuentas no nos dan, porque a las cuentas de alquileres hay que sumarle comida (que es costosa) y transporte (6 pesos como mínimo de viaje), es que Buenos Aires es una de las 40 ciudades más caras del mundo. Si bien el salario mínimo es muy bajo, no suele ser el común, dependiendo del trabajo y la carga horaria un sueldo no debería bajar de los 11.000 pesos, eso siendo justos, pero siendo realistas y con la situación que vive el país, todo es posible.
La vida como extranjero no es fácil en ningún sentido, tenemos encima un peso extra al del ciudadano común, si eso lo analizamos dentro de un contexto socio-político donde a los propios locales les cuesta encontrar trabajo, nos encontramos con un escenario bastante difícil. Debido a la necesidad hay personas trabajando por muy poco y viviendo en condiciones muy precarias, es por eso que hay que estar informado y preparado.

Sobre encontrar trabajo de lo que se estudió, en mi caso Diseño Gráfico. 

Yo no tengo título universitario, aún no me he graduado, en ninguna de las entrevista que tuve me pidieron título, trabajé dos años como diseñadora de estampas en una marca y no fue necesario mi título, porque en el área creativa lo importante es tener un buen portafolio y que sea de interés para la empresa. La búsqueda laboral es muy relativa, depende mucho del área y de tus habilidades, hay páginas de búsquedas laborales y foros (como el de venezolanos en argentina) donde se discuten ofertas y condiciones de trabajo. Es importante hacerte valer y demandar lo justo, siempre va haber alguien que haga el mismo trabajo por menos dinero, pero debes probar que nadie lo va hacer mejor que tu, así sea atender una tienda. Los venezolanos en el exterior estamos siendo reconocidos por muchas cosas, buenas y malas, pero la constante es por ser trabajadores honrados y humildes, mientras mantengas esos parámetros confío en que la búsqueda va a ser más amena.

Soy fiel creyente de que las oportunidades llegan cuando trabajas duro y haces bien, en el momento en que te despojas de arrogancias, prejuicios y la famosa viveza criolla, ahí es cuando las cosas buenas comienzan a suceder. Hay que ser consciente del lugar a donde estás yendo y analizar que tan preparado estás para eso. Si decides venir a vivir a Buenos Aires debes estar preparado para trabajar muy duro y dejar atrás mucho. 

Buenos Aires es una ciudad hermosa, me enamoré de ella apenas la vi, encontré la libertad que tanto anhelaba y me ha regalado años maravillosos. Ahora comparto mi vida con un porteño maravilloso y dos gatos revoltosos y hermosos, trabajo de lo que me gusta y no dejo de agradecer diariamente por tanto porque llegar aquí no fue fácil, sigue siendo una lucha constante, una incertidumbre muy grande de cómo llegar bien a fin de mes y vivir con la mitad de mi corazón en otro país ha sido más difícil de lo que pensaba. No me arrepiento de nada, porque gracias a las decisiones que he tomado estoy viviendo la vida que alguna vez soñé.


Cari. 









Comentarios

  1. ¡Que lindo tu post! Me encanto <3

    ResponderEliminar
  2. Torontos forever. Soy de México, pero tengo familia en Venezuela, y cuando venían de vacaciones siempre nos traían torontos, cocossette, y harina pan. Aquí en México empezaron a vender harina pan, justo cuando empezó a escasear en venezuela, me dolió tremendamente y quería enviársela a mis tíos de alguna manera; pero me dijo que era casi imposible. Y aquí estoy, deseando de todo corazón que las cosas vuelvan a ser como antes. Disculpa, me salí del tono del post, pero mencionaste los torontos y no pude evitarlo. Abrazos, Cari. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Deseamos lo mismo entonces. Un abrazo Jimena, gracias por leer y por compartir el amor por los torontos <3

      Eliminar
  3. Que hermoso leerte Caribay, me alegra mucho que te sientas bien, haciendo lo que te gusta. Ya la vida te dará la alegría de estar junto a tu mami nuevamente. Tu lucha y sacrificio ha sido grande, pero ya estás viendo los frutos y pronto lograrás las metas que te faltan, mientras tanto sigue siendo esa personita maravillosa que conocí y por lo que te leo todavía permanece contigo. Un gran y cariñoso abrazo para ti con mi deseo de que seas feliz y logres siempre tus propósitos en tu vida. Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Ay Cariii que lindo post!! explicaste todo muy bien y me alegro que hayas venido asi te conociaa jeje me voy a seguir leyendo las otras entradas
    (Soy La Prol by the way....) =)

    ResponderEliminar
  5. Se puede ser mas merideño en la vida llamandose Caribay y apellidandose Marquina???? Que bonito leerte Cari.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy tan gocha como el guarapo con queso y la arepa de trigo <3 Besitos Ra

      Eliminar
  6. Que bella! Que lindo post, me acabo de graduar de diseñadora de modas en Venezuela y me encantaría irme a Buenos Aires trabajar y vivir con gatitos, me das esperanzas <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que te sea de utilidad, hay que trabajar e informarse bien. Besos!

      Eliminar
  7. Hola Caribay, si no es por aquí nunca me entero de donde estabas. Me gustó mucho lo que escribiste...

    ResponderEliminar
  8. Bello tu post, me encanto. Que tengas éxito en todo lo que te propongas. Me sentí identificada, soy venezolana hace 6 años estoy acá, y creo que es conveniente contar la experiencia a los que van llegando. Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las cosas han cambiado un montón, tu lo debes notar más, creo que la mejor manera de ayudar es compartiendo conocimientos. Besos!

      Eliminar
  9. Cari. Muy lindo. Un abrazo a ti y a Hernán con mucho cariño.

    ResponderEliminar
  10. Que lindo post! Como argentina coincido mucho en que hablamos "violentamente" mientras que en el resto de los paises latinos hablan mucho mas agradablemente. Pero solo te das cuenta de eso cuando salis del pais. Que bueno que hayas logrado hacer tu vida aca! Exitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si, no es fácil acostumbrase pero es imposible que se te pegue un poco, cuando me veo a mi misma y lo aporteñizada que estoy me doy miedo jajaja

      Eliminar
  11. Me encantó. Gracias por compartir. 😊

    ResponderEliminar
  12. Gracias por compartir tu experiencia y los excelentes consejos. Saludos y exitos.

    ResponderEliminar
  13. ahhhh me encantó Cari!, yo ya llevo un añito acá, gracias por compartir tu experiencia!

    ResponderEliminar
  14. Hola, que lindo tu post. Te llevare seguro una Samba :) espero poder conocerte cuando llegue a Buenos Aires. Mi esposo es diseñador gráfico y yo de modas. Todo lo que dices me pareció muy realista y muy esperanzador. Suerte siempre!

    ResponderEliminar
  15. Guanábana y guayaba <3 y los mangos amarillos :( aquí nada más se consigue la manga. Necesito mis frutas tropicales... y plátano... y yuca... (fuera de chinazo)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mini Tutorial: digitalización rápida, separar la línea del fondo.

Sorteo!

Sobre no saber que dibujar y ser una drama queen