Materiales favortios Pt.1



Algunas personas me han preguntado sobre los materiales que uso, normalmente subo a las historias de instagram procesos y materiales que uso, también trato de responder preguntas o recomendar ilustradores que hablan del tema y comentan más abiertamente sobre sus materiales. 
Muchas de las cosas que he aprendido sobre los materiales de dibujo han sido viendo a Frannerd, preguntándole a amigos y con el método favorito: googleando, pero no hay mejor manera de encontrar los materiales que te gusten más que probando. 
Esta es una visión muy personal de los materiales de dibujo, no creo tener el conocimiento pleno de ninguno de estos productos y simplemente hablo desde mi experiencia. 

Cuando vivía en Vzla no tenía acceso a muchos materiales así que cuando me mudé a Argentina aproveché para comprar y probar materiales que siempre quise usar, sin embargo acá tampoco se encuentran toooodos los materiales con los que soñaba, varios de los que les voy a mostrar me los han traído de afuera. 

Comencemos con uno de las herramientas que me cambió la vida en el dibujo


Los estilógrafos o rapidogrph son marcadores normalmente usados para entintar y delinear. Hay de muchas marcas y estilos, he usado desde los faber-castell desechables hasta los roting recargables, que son los que más me gustan. 


Hay muchas ventajas en usar los estilógrafos recargables, una es que puedes cargar la tinta cuantas veces quieras y con las tintas que quieras, sin embargo recomiendan usar tintas de buena calidad y de ser posible de la misma marca del estilógafo.
Es una herramienta es muy delicada, se puede tapar muy fácilmente y, como parte de sus desventajas, amerita un proceso de limpieza y cuidado bastante particular. Esta herramienta tuvo gran uso entre los arquitectos por la precisión de las líneas, eran usados para planos y esas cosas delicadas y perfectas que hacen los arquitectos.
La tecnología los ha ido desplazando y ya no son tan fáciles de encontrar, también suelen ser muy costosos, por eso hay que cuidarlos muy bien (cosa que no hago y me odio por eso). Los que tengo los he comprado en librerías pequeñas donde los tienen olvidados o por mercadolibre, en las artísticas los precios son una locura. 


La gran diferencia y la razón por la que los prefiero muy por encima de los desechables son sus puntas. Si se fijan el rotring tiene una punta de metal con un agujero por donde sale la tinta al estar en contacto con el papel, los desechables tienen una especie de esponja que es la que se impregna de tinta y la pasa al papel, esta esponja a pesar de ser de muy buena calidad (varía de acuerdo a las marcas) con el uso y la presión que se le ejerce termina expandiéndose, se deforma y en algunos casos se consume por completo. 
La calidad y la "negrura" de las tintas varía mucho de acuerdo a las marcas, hace mucho que no los uso así que no puedo recomendarles uno en particular. 



Los marcadores nunca fueron de mis materiales favoritos para trabajar, no entendía porque hasta que pude probar marcadores de buena calidad. Resulta que toda mi vida los subestimé porque siempre usé marcadores escolares de no muy buena calidad. 
¿Recuerdan esos marcadores que usaban en la escuela que mostraban cada trazo que hacían, que si los superponían terminaban por romper el papel? Bueno, ese era el recuerdo de marcadores que tenía.

A medida que fui creciendo y que mis referentes fueron aumentando me di cuenta que muchos ilustradores usaban marcadores, sobretodo los famosos Copic.
En las librerías argentinas no se encuentran, así que se los pedí a mi novio cuando viajó, le di la lista de colores exactos que quería pero él decidió traerme colores más vivos y alegres, yo quería pasteles. 
Mi primera experiencia con los copic no fue la mejor, sobretodo porque soy una malcriada por excelencia y cuando no tengo exactamente lo que quiero automáticamente es una basura. 
No estamos acá para analizar mis conductas de hija única, no se distraigan! 


Con el tiempo les fui agarrando cariño y ahora entiendo porqué tanto alboroto al respecto. 
Tienen dos puntas, una biselada y una hermosa y deliciosa punta pincel. Estos colores son muy brillantes y usando el papel adecuado (hablo de papel más abajo) son muy cubritivos y el color puede ser muy parejo y brillante. El BG49 es el que más he usado junto con el R37, después de dos años con ellos ahora es que les vengo a dar el uso que se merecen.
Perdónenme señores copic, no fue su culpa mi malcriadez. 

Hay personas que son muy buenas con los copics y aparte son increíbles ilustradores, como Ree 


Los Posca son otros marcadores que compré porque todo el mundo los recomienda, tengo varios colores y los que he usado más han sido los blanco en sus diferentes tamaños. De Posca hay una gran variedad de modelos, también tienen unos que son punta pincel pero nunca los he probado. 
Lo bueno de estos marcadores es la calidad de la tinta, es como acrílico en un marcador, son geniales. Cubren un montón y los colores suelen ser muy brillantes. También tienes la opción de darle vuelta a la punta (consejo de la gran Majo) con los dedos y tener como una nueva punta sin uso.
Hay dos razones por las que no uso mucho los posca, una es porque los encuentro muy abrasivos y poco amigables con los estilógrafos y dos porque suenan raro. 
Si, el sonido contra el papel no me gusta y soy tan rara que puedo dejar de usar algo porque suena extraño. No me juzguen. 

Con posca también hay varios trabajos totalmente admirables, cómo el de Ro a.k.a Zro 


Hace poco gracias a una alumna conocí los marcadores de doble punta Kurecolor. 
Como primera impresión me sorprendió lo brillantes de sus colores, compré un rojo escandaloso y fue amor a primer trazo. Josefina me regaló hace poco un mini tesoro de 10 marcadores de estos así que los van a ver seguido por acá. 
Estos marcadores al igual que los copic (o la gran mayoría de ellos) son recargables, esto sumado a un buen cuidado de sus puntas hace de este tipo de marcadores una inversión a futuro, porque extienden su vida útil y eso siempre es un plus. 
Como desventajas le encuentro principalmente el tamaño, son los marcadores más regordetes que he visto en mi vida y las puntas no son muy gruesas como para justificar ese tamañote, son incómodos de usar fuera de casa pues ocupan mucho espacio. La otra contra que le encuentro es la cantidad de alcohol que tienen las tintas, son muy agresivos con el papel (osea, los hace mierda) y se traspasan con mucha facilidad, así que al costo de cada uno hay que terminar sumando la compra del papel apropiado par usarlos, o aplicar el viejo truco de usar hojas viejas en medio de las páginas de los sketchbooks para absorber lo que pueda llegar a traspasarse. 

Ningún marcador fue dañado en la producción de esta foto

En este momento me convierto en una vendedora de herbalife, estos marcadores son los nuevos amores de mi vida. 
Winsor and Newton es una de las marcas top en el mundo artístico, cuando buscan reseñas y recomendaciones de cualquier material, este nombre va estar presente. 
Los que van a ver en estas fotos los compré afuera, acá se encuentran los de la misma marca pero acuarelables, vi el precio, me asusté y no los he probado. 
Primero compré la paleta pastel de los Brush markers, traía 6 marcadores (perdí uno y regalé otro) y salió 19usd, lo que son 326 pesos aprox. Estos colores pasteles son muy hermosos, al no ser tan saturados puedes ir construyendo el color por capas de tinta, se mezclan muy bien entre ellos y no dejan rastros de los trazos que haces. 


Después de usar y enamorarme de los Brush markers cuando tuve la oportunidad de comprar otras cosas afuera no dudé y pedí otra paleta de estos marcadores pero colores más vivos. 
Me confundí y en vez de pedir los Brush pedí los Pro. Estos también tienen dos puntas, la biselada y una punta fina común y corriente, la paleta es la Winsor&Newton Mid Tones Set y trae 6 marcadores me salió un poco menos que la pastel, $16,95usd, regalé dos colores que no iba a usar (verde y marrón) y me quedaron estos colores primarios más un rosa muy parecido al rosa "intenso" de la paleta pastel, mi favorito es el azul, no es tan brillante como lo muestra la etiqueta y lo amo. 

Estos marcadores también están compuestos a base de alcohol así que son agresivos con el papel, si los usan en papeles de poco gramaje es seguro que se les va a traspasar, son muy pigmentados y saturados, tienen alto nivel de cobertura y el color es muy parejo. Con estos marcadores me reconcilié con el mundo marcadorístico y poco a poco me estoy convirtiendo en una adicta.

Descubrí que los marcadores se adaptan muy bien a mis necesidades artísticas, son fáciles de llevar en la mochila, no me tengo que preocupar por que se derramen y no necesitan de mucho más para ser usados, como suele pasar con las acuarelas y todo el aparataje que hay que llevar para usarlas fuera de casa. 


Los lápices de colores han sido, al igual que los marcadores, un material con el que tuve contacto de chica y después de grande en la universidad los dejé de usar. Feliza siempre me los recomendaba y ella los usa de manera hermosa, pero yo no encontraba unos con los que me sintiera cómoda, me resultaban muy duros y llevaban mucho tiempo generar colores brillantes.


Hasta que conocí a los Polychromos gracias a María y me di cuenta que es un material muy noble y versátil. Estos lápices son muy cremosos y el trazo es suave con el papel, si generas mucha presión logran colores muy intensos y plenos, también puedes construir el color por capas. 
Los uso mucho para generar luces y sombras sobre los marcadores, me gusta la textura granulada que generan. En cualquier artística los venden individualmente y cuestan casi 35$ c/u, la variedad de colores es muy amplia.


Viendo videos de otros ilustradores noté que bocetaban con este lápiz, lo busqué en las artísticas acá y no lo encontré así que lo compré por amazon, una caja de 12 lápices sale $12usd. 
Quería probar que tan borrables eran y me di cuenta que todo depende de la presión con los que se usen, si hacen un trazo fuerte dejando un color pleno, va ser difícil de borrar en su totalidad, no son lápices muy suaves o cremosos como los polychromos así que si hacen trazos muy fuertes marca un poco el papel. No estoy del todo convencida de su uso, aún lo estoy probando y viendo si va ser algo que siga usando en el futuro. Todavía no puedo recomendarlos. 


Por último les quiero hablar de papeles, muy levemente pues los papeles ameritan una entrada para poder contarles con claridad la composición y los destinos que puedan darles. 

Ahora les voy a mostrar tres papeles con los que vengo trabajando desde hace tiempo y me gustan mucho, estos los probé con los los Pro Marker.


Comenzamos con el Fabriano de 200gr.
Fabriano es una muy buena marca de papeles, tienen mucha variedad y todos son de muy buena calidad. Pueden encontrar unos muy lisos y otros muy rugosos, la elección es algo muy personal, yo soy fan de las texturas y me gustan los papeles granulados. 
El Fabriano siempre lo usé para acuarelas, normalmente de mayor gramaje, de 300gr para arriba y es un papel con alto contenido de algodón lo que hace que absorbe muy bien el agua y la tinta, el de 200gr aguanta bien los marcadores pero al ser texturizado los trazos no son perfectos, la tinta es absorbida muy rápidamente y se tiende a esparcir un poco.

El Schoelleshammer de Plantec es un papel que conocí acá en Buenos Aires, compré una vez un block de dibujo de la marca y quedé muy feliz con lo que me encontré. Si van a las artísticas de la ciudad seguro van a encontrar los blocks de esta marca, yo solía usar el de 420gr que tiene un lobito en la portada, para acuarelas es un papel perfecto porque absorbe mucho y el color no es un blanco pleno, cosa que a mi me gusta. Ahora compro por pliego porque sale más económico y puedo variar los gramajes para las diferentes cosas que necesito hacer. 
Esta marca también ofrece muchas variedades, hay papeles blancos y lisos para marcadores y los acuarelables, en la foto muestro uno pensado para ser usado con acuerelas, si ven con detenimiento la tienta se expande mucho más y los colores se mezclan bastante. Esto pasa porque el papel absorbe muchísimo la tinta y al tener fibras largas la tinta toma su propio camino y no lo puedes controlar, esto da un acabado más expresivo y particularmente lo disfruto. 

El Chambril Satinado Blanco de 250gr lo conocí gracias a Mariano y sus clases, es un papel muy liso y bastante parecido al registro exacto pero con propiedades únicas muy buenas. Al ser blanco los colores de los marcadores se ven más brillantes y las puntas corren con mucha facilidad, al igual que la pluma cuando se usa para entintar. Usar marcadores en este papel es algo muy satisfactorio. Al no tener un gramaje muy alto no se adapta a las técnicas que ameritan más agua, pero para los marcadores es perfecto. 

Estos son los tres papeles de la temporada en mi escritorio, los tres de muy buena calidad y para las cosas que los uso se adaptan bien. Con el papel la única manera de encontrar el que te gusta es probando, conversando con amigos dibujantes todos tenemos gustos bastante particulares así que no hay una regla a seguir, todo varia de acuerdo a lo que quieras lograr. 


Esta es la última ilustración que subí a mi perfil en Instagram donde uso casi todos los materiales que les he mostrado hoy, para que vean la intensidad de los colores y las posibilidades que te brinda cada material.

Espero que estos pequeños datos hayan sido útiles para ustedes, estoy organizando datos para hacer más entradas de este tipo y poder compartir los pocos conocimientos que tengo. Se me ocurrió que puedo mostrarles los materiales favoritos de otros artistas, así este proceso de aprendizaje se hace más variado y nutritivo para todos, ¿que piensan?

Gracias a todos los que leyeron, recuerden que soy muy exagerada y hay cosas que dramatizo solo para llamar la atención, no se asusten. 
Les dejo besos a todos. 
Cari. 








Comentarios

  1. Aaaaay me encantó, en especial la parte de los papeles porque no tenía ni idea de la variedad. Yo he probado muy pocos papeles con mis marcadores o acuarelas. Muy linda la entrada y muy honesta tu forma de contarlo todo <3 Saludos :)

    ResponderEliminar
  2. Gracias Cari!, me es de gran ayuda esta entrada!

    ResponderEliminar
  3. Super útil todo esto.. hace tiempo que quiero probar los copic, voy a ver como los consigo sin que me roben con el precio. Hace tiempo que quiero pintar con marcadores que no sean los escolares.
    Sobre lápices tengo los Polycolor Koh-I-Noor y me han funcionado muy bien. Los uso generalmente sobre las acuarelas.
    Saludos Cari :)

    ResponderEliminar
  4. Hola Cari! Admiro tu trabajo y me parece hermoso. Quería preguntarte acerca de como te organizas con tu trabajo. Yo tambien dibujo (en mi caso, en mis ratos libres) y quería empezar a monetizar todo este hobbie, para poder tener un poco de dinero. Pensaba hacer cuadritos e intentar venderlos, pero no sé como encararlo como un plan de negocios. ¿Cómo fueron tus comienzos? Yo me hice una cuenta en Instagram, pero se me complica con la difusión, un poco por verguenza y otro poco porque siento que no tengo algunas herramientas que me servirían un montón para mostrar de una manera más bonita lo que hago. Espero que se hayan entendido mis inquietudes. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  5. Te he comenzado a seguir desde hace pocos dias pero me enganche con tus dibujos. Son de mucha motivacion. Me agrada tu forma de expresarte. Muchos exitos y comparte siempre tu talento.

    ResponderEliminar
  6. Grande Cari me encanto gracias por compartir!!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mini Tutorial: digitalización rápida, separar la línea del fondo.

Sorteo!

Sobre no saber que dibujar y ser una drama queen